Reformas electorales deben ser prioridad en negociación, sugiere Ética y Transparencia

El tema de las reformas electorales son el principal “pegón” en la mesa de negociación, a consideración de Roberto Courtney.


Una de las principales prioridades en la mesa de negociación debe ser el acordar verdaderas reformas electorales que garanticen elecciones transparentes y creíbles en el país de aquí en adelante, señala Roberto Courtney, director ejecutivo del grupo Cívico Ética y Transparencia al ser cuestionado sobre la viabilidad del adelanto de las elecciones para salir de la actual crisis política y garantizar una transición democrática.

El tema de las reformas electorales son el principal “pegón” en la mesa de negociación, a consideración de Courtney.

"Una cosa está clara, en lo que respecta a sanciones, las que hay y las que vienen al país y a Daniel Ortega no se las quitan no cuando acuerden en la mesa del Diálogo Nacional sino cuando Ortega entregue el poder o cuando lo refrende en elecciones genuinas”, expresó Courtney.

Lea: Fanor Avendaño: “lazos de comunicación a lo interno del FSLN están difíciles”

Agregó que las reformas a la Ley Electoral “se puede hacer de una forma rápida, genuina y efectiva con la selección de magistrados (…) en una sola legislatura".

El tema de las negociaciones para una posible reforma electoral coincide con el vencimiento del período de mandato de los magistrados del Poder Electoral en esos cargos públicos, en relación a esto Courtney recordó que el vencimiento de estos cargos es hasta cierto punto ajeno al Diálogo Nacional y para lograr los cambios profundos que se han sugerido en ese poder del Estado "no debería de haber ningún condicionamiento por ninguna de las dos partes".

"El gobierno no tiene porqué reclamar concesiones en el Diálogo para hacer las instituciones como debieron de haber sido hechas desde el principio y como deben de operar normalmente", sostuvo Courtney.

No hay avances en el tema electoral

Respecto a los logros que ha alcanzado el país en materia electoral, Ética y Transparencia concluyó que “no existe avance en los cuestionados procesos en los últimos 10 diez años”, tras analizar el proceso electoral de los comicios regionales en la Costa Caribe realizadas el pasado 3 de marzo.

Sobre estas recientes elecciones, la organización concluyó que hubo un “control de las estructuras electorales del partido de gobierno desde las instancias técnicas de cedulación hasta en las Juntas Receptoras de Votos".

La falta de credibilidad en el órgano electoral coincide con la baja participación ciudadana en las urnas “por la desconfianza que genera la autoridad electoral”, finalizó Roberto Courtney, director ejecutivo del grupo Cívico Ética y Transparencia.