Foto Elizabeth Reyes.

Foto Elizabeth Reyes.

Ciudadanos por Nicaragua envía a OEA propuesta de “Nueva Ley Electoral”

Ante todo, la organización Ciudadanos por Nicaragua reconoce que antes de implementar cualquier tipo de reforma urge la liberación total de los presos políticos.


Miembros de la sociedad civil presentaron una propuesta de "Nueva Ley Electoral" a través de un escrito enviado a la Organización de Estados Americanos (OEA) para un sistema electoral creíble que permita elecciones libres y transparentes en Nicaragua.

Carlos Jarquín, vocero de Ciudadanos por Nicaragua, afirmó que la propuesta implica una nueva ley de partidos políticos que fomente la participación ciudadana "Ley de elecciones primarias" con observación internacional y que no contemple reelección.

Esta propuesta de reforma electoral está contemplada en el lineamiento que fijó en 2011-2016 la Unión Europea, la OEA, el Centro Carter y organizaciones como Ética y Transparencia y el Instituto para el Desarrollo y la Democracia (IPADE) "que han contemplado que en Nicaragua se necesita un sistema electoral creíble que le devuelva a los ciudadanos esa confianza", expresó Carlos Jarquín.

Lea: Alianza Nacional por la Unidad propone dos ejes de acción para resolver situación nacional

Aunque el vocero de la organización también expresó que antes de cualquier reforma electoral lo primero debe ser la liberación de los presos políticos en Nicaragua.

"Para resolver esta crisis política en que estamos los nicaragüenses necesitamos unas elecciones que sean competitivas. Pero antes sí necesitamos la liberación de todos los presos políticos, justicia para las víctimas y que los nicaragüenses tengamos derecho libremente a manifestarnos porque aquí cualquier grupo que se manifiesta la policía los hecha presos", afirmó Jarquín.

Carlos Jarquín urgió que la propuesta de reforma electoral que será presentada en los próximos días por la Organización de Estados Americanos (OEA) sea consensuada con los diferentes sectores de la sociedad y avalada por los mismos.

La propuesta de reforma de la sociedad civil también fue enviada a la Conferencia Episcopal de Nicaragua (CEN) y a los diplomáticos en el país.