Expectativas sobre próxima Asamblea General de la OEA son "exageradas", dice analista

Según el especialista "en el contexto de la OEA, la mayoría de los países tienen una posición crítica sobre el gobierno de Nicaragua".


A criterio del analista político Bosco Matamoros no se debe generar falsas expectativas sobre la Asamblea General de la Organización de Estados Americanos (OEA) que se realizará del 26 al 28 de junio en Medellín, Colombia, donde la crisis sociopolítica que afecta a Nicaragua será tema de agenda de dicho encuentro.

Según Matamoros, "en el contexto de la OEA, la mayoría de los países tienen una posición crítica sobre el gobierno de Nicaragua", pero considera que las expectativas de lo que se pueda lograr en este próximo encuentro en dicho foro político "son exageradas porque ni el gobierno va a conseguir su objetivo ni tampoco la oposición".

El exdiplomático y analista considera que en esta ocasión la OEA mantendrá la demanda de la libertad plena de todos los prisioneros políticos a través de pronunciamientos, así como el restablecimiento de las libertades públicas.

En relación a las sanciones, Matamoros considera que a pesar que el gobierno busca evitar esta medida coercitiva con la liberación parcial de presos políticos, descartó que éstas se apliquen en el marco de la OEA.

“Son sanciones bilaterales y la más importantes tiene un efecto transcendental sobre la economía de Nicaragua, sobre los funcionarios responsables de violaciones de derechos humanos y de actos de corrupción, esas son las que está aplicando el gobierno norteamericano y la posibilidad de que los norteamericanos bilateralmente suspendan del DR-Cafta a Nicaragua”, indicó Matamoros.

El analista no descarta la posibilidad de sanciones personalizadas por parte de la Unión Europea.

Sepa más sobre el tema en la siguiente entrevista: