Foto: 19 Digital

Foto: 19 Digital

Estados Unidos hará caso omiso a lo que diga el presidente Ortega, según expertos

Para el exembajador de Nicaragua ante la Organización de Estados Americanos (OEA), Edgar Parrales, Estados Unidos hará caso omiso a la solicitud del presidente Ortega y continuará apoyando al pueblo nicaragüense.


Ante el discurso que emitió el día de ayer el presidente de la República Daniel Ortega Saavedra en la actividad que convocó a sus simpatizantes y trabajadores del Estado, donde criticó fuertemente la participación y posición de Estados Unidos en la crisis que vive Nicaragua desde el 18 de abril, el mandatario pidió a Estados Unidos que no interfiera en los asuntos de Nicaragua, lo que para algunos expertos en la política esta posición es compleja.

Para el exembajador de Nicaragua ante la Organización de Estados Americanos (OEA), Edgar Parrales, Estados Unidos hará caso omiso a la solicitud del presidente Ortega y continuará apoyando al pueblo nicaragüense que demanda adelanto de elecciones generales y justicia por los asesinados en las protestan.

“Estados Unidos va a seguir apoyando a la Alianza Cívica a seguir luchando para que en Nicaragua prevalezca la democracia, porque haya respeto los derechos humanos, para que haya división de poderes, para que haya un debido proceso y para que haya respeto a todo, esa es la óptica, ese es el objetivo”, dijo Parrales.

El exembajador aseguró que Estados Unidos continuará y que podrá escuchar al gobierno de Nicaragua hasta que sea sincero y que en realidad se siente a dialogar con los sectores del país.

El analista político Bosco Matamoros interpreta como complejo el discurso del presidente, pues reconocen que Nicaragua y Estados Unidos tienen grandes lazos económicos principalmente, y eso no se debe obviar, además que Nicaragua es firmante de la carta democrática pues consideran que Nicaragua debe replantear su posición.

“Somos parte del mismo sistema interamericano en donde Nicaragua suscribió la carta democrática interamericana que nos obliga a ejercicios de ciertas obligaciones y derechos como país firmante, como son elecciones libres, transparentes y como es también la separación efectiva de poderes”., mencionó Matamoros.

Los exdiplomáticos coinciden en que el gobernante Daniel Ortega en sus discursos retóricamente aborda y señala a Estados Unidos como injerencista, a pesar que tanto en el Consejo Permanente de la OEA y Consejo de Seguridad de la ONU los país han reconocido la crisis que vive Nicaragua y la necesidad de buscarle una salida pacífica.