FOTO VOSTV

FOTO VOSTV

Partidos políticos deberán pedir permiso a Policía para realizar actividades de campaña en la Costa Caribe

El PLC confirmó que ya el Consejo Supremo Electoral les ha entregado las credenciales de los representantes legales y fiscales de las dos regiones de la Costa Caribe nicaragüense.


El Consejo Supremio Electoral (CSE) envió el martes el código de ética a todos los partidos políticos que participan en las Elecciones Regionales de la Costa Caribe nicaragüense en el que se les hace ver que tienen que pedir los permisos necesarios para la realización de marchas o concentraciones de cara al inicio de campaña que iniciará el 17 de enero del 2019.

El Partido Liberal Constitucionalista (PLC) es uno de los partidos políticos que participa en esta contienda el cual confía en el poder electoral y la policía para que no haya ningún impedimiento en las actividades que pretenden convocar con el fin de garantizar la seguridad de sus candidatos y simpatizantes.

Te puede interesar: Embajador de Taiwán se defiende ante críticas por donación que hizo a la Policía Nacional

El PLC confirmó que ya el Consejo Supremo Electoral les ha entregado las credenciales de los representantes legales y fiscales de las dos regiones de la Costa Caribe nicaragüense, además afirmaron que tienen hasta el 7 de enero para entregar las ternas de los miembros de las mesas de las juntas receptoras de votos.

"En este momento están organizando el tendido electoral porque a partir del 17 de enero iniciamos con nuestro plan de campaña que va a consistir principalmente en actividades de movilización de nuestros candidatos por todas las 30 circunscripciones de ambas regiones autónomas", explicó Léster Flores, secretario de asuntos municipales del PLC.

Para ello, indicó Flores, el CSE les envió código de ética en donde se dicta que deberán solicitar según la Ley y la Constituación Política a "la Policía Nacional los permisos respectivos para que se puedan realizar todas las actividades dentro del marco de la ley".

Flores añadió que esperan "que se respete la vida y los derechos de los candidatos y de las personas que van a asistir a las actividades".