...
Foto Cortesía

Foto Cortesía

IMAE de septiembre se redujo en 0.9% comparado con agosto

Explotación de minas, construcción, hoteles y restaurantes muestran aumento, mientras intermediación financiera continúa en reducción


En el Índice Mensual de Actividad Económica, IMAE, publicado por el Banco Central de Nicaragua (BCN), en el mes de septiembre se observó una disminución del 0.9% comparado con el mes de agosto, pero si se compara con el mismo mes del año pasado se evidencia un crecimiento del 6%.

Dentro de las actividades que muestran mayor crecimiento está la actividad de explotación de minas y canteras con 29%, construcción 18.6%, hoteles y restaurantes 18.4%, comercio 15.4%, transporte y comunicaciones 14%; energía y agua, 7%; agricultura 3.2%; entre otras.

A su vez el informe destaca que hubo disminuciones en las actividades de: pesca y acuicultura, intermediación financiera y servicios conexos; entre otros.

“En las actividades primarias, aumentó la explotación de minas y canteras por mayor extracción de productos metálicos y no metálicos; agricultura, por mayores labores en los cultivos de granos básicos, caña de azúcar y café, entre otros”, señala el informe.

De igual manera, el BCN resalta que las actividades de silvicultura y extracción de madera crecieron por aumento en la extracción de troncos de madera; el pecuario por mayor matanza vacuna, exportaciones de ganado en pie y matanza porcina. En tanto la disminución en pesca y acuicultura fue resultado de la menor captura de langosta y de otros productos de la pesca.

Para Leonardo Torres, presidente del Consejo Nicaragüense de la Micro Pequeña y Mediana Empresa (Conimipyme), es necesario que se recupere el otorgamiento de créditos para el sector productivo, que es un pilar fundamental en la economía del país.

“El IMAE se ha estado comportando con tasas positivas en la mayoría de los sectores a excepción del crédito que no se ha estado moviendo, los bancos siguen lentos en el otorgamiento de crédito, por un lado vemos que los depósitos están creciendo en 18%, pero el crédito apenas un 3% que en el informe aparece en tasa negativa”, dijo Torres.

Agregó que los créditos son el combustible de toda economía y se necesitan para que el sector agropecuario siga liderando en las exportaciones, pero la situación actual es distinta, la banca prioriza el crédito de consumo, tarjetas de créditos, préstamos personales y compra de vehículos.

“El crédito de consumo sigue siendo entre 22% y 23% de toda la cartera de crédito de Nicaragua, mientras el crédito agropecuario sigue siendo del 12%, es decir 10% menos, sigue estando sin prioridad el sector”, argumentó.

El economista Welbin Romero indica que en el segundo cuatrimestre del 2021 hubo un crecimiento atípico en el IMAE, arriba del 15% interanual, por lo cual era de esperarse que en el tercer cuatrimestre se haya mostrado una desaceleración.

“Los sectores que se han mantenido con crecimiento a lo largo del año se mantienen a septiembre, pero el financiero muestra un decrecimiento continuo en todo 2021, pese a que el BCN ha liberado recursos para que otorguen créditos, éstos han asumido una posición conservadora reduciendo los créditos para la producción dedicándose más a títulos de valores, lo que tiene efectos sobre el crecimiento de la economía”, expresó Romero.

A su juicio, si la banca ya tomó la decisión de seguir contrayendo el nivel de crédito para la economía, así lo van a continuar haciendo y no va a variar en los próximos meses por lo que estima que la intermediación financiera cerrará con una tasa negativa este año.