...
Cortesía

Cortesía

La CEN confirma el fallecimiento del sacerdote Mario José Jarquín Pérez

El presbítero estaba a cargo de la Iglesia Medalla Milagrosa de Camoapa.


La iglesia católica de Nicaragua continúa sumando sacerdotes fallecidos en el contexto de la pandemia de la covid-19. Monseñor Mario José Jarquín Pérez, Vicario de Pastoral y párroco de la iglesia Medalla Milagrosa en el municipio de Camoapa, falleció el día de ayer sábado 11 de septiembre.

El presbítero se desempeñaba como secretario ejecutivo del departamento de Catequesis y Liturgia de la Conferencia Episcopal de Nicaragua (CEN), batalló por su vida desde finales de agosto de este año y estaba incluido en una lista de al menos 11 sacerdotes afectados por la covid-19. En ese entonces, la Arquidiócesis de Managua, las Diócesis de Granada, Chontales y Matagalpa solicitaron a la feligresía cadenas de oración por su salud y recuperación.

"Con profundo dolor despedimos al Padre Mario Jarquín, cercano colaborar en el trabajo pastoral y misionero de nuestra diócesis. Pido sus oraciones por su alma, y para su familia fortaleza y consuelo. P. Mario, descansa en la Paz del Señor.", expresó en su cuenta de Twitter monseñor Jorge Solórzano, obispo de la Diócesis de Granada a la cual pertenecía Jarquín.

En el actual rebrote de covid-19 que afecta al país cerca de 14 sacerdotes católicos se han sumado a la lista de fallecidos, informó en su momento el Cardenal Leopoldo Brenes, quien esta semana regresó a su hogar para continuar con su proceso de recuperación, luego de dar positivo al virus y permanecer varios días internado en el Hospital Militar en Managua.

Bajo un clima lluvioso, familiares y fieles católicos le dieron el último adiós al religioso este domingo en su natal Boaco donde fue sepultado.

MÁS INFORMACIÓN: