...
Foto Cortesía

Foto Cortesía

Prevenir es sonreír: medidas para evitar las quemaduras

Cada 26 de octubre se conmemora el Día Latinoamericano para la Prevención de Quemaduras


Cada 26 de octubre se conmemora el Día Latinoamericano para la Prevención de Quemaduras, una fecha en la que diversas organizaciones difunden medidas para evitar que se generen este tipo de accidentes.

Este día fue instaurado por la Federación Latinoamericana de Quemaduras para rendir homenaje a la Fundación del Quemado Fortunato Benaim, creada en Buenos Aires (Argentina), el 26 de octubre de 1981.

Expertos coinciden en que la prevención es la mejor forma de proteger a las personas de las lesiones producidas por las quemaduras.

Cuando suceden este tipo de eventualidades, generalmente son los niños y niñas los más vulnerables, según la Asociación ProNiños Quemados de Nicaragua (APROQUEN).

En el país, un promedio de 350 infantes son atendidos en la Unidad de Quemados de APROQUEN, de los cuales el 61% sufrió quemaduras por algún líquido caliente.

“El 90% de los casos se encontraba en sus hogares cuando ocurrió el incidente, y más de la mitad estuvieron acompañados por un adulto”, señala la organización.

Según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), las quemaduras ocasionan aproximadamente 180 mil muertes al año, la gran mayoría de estos casos se reportan en países de ingreso bajo y mediano.

¿Qué hacer entonces para evitar este tipo de tragedias?

En el caso de los niños, la mayoría de los casos son porque manipularon líquidos calientes. Ante esto, APROQUEN urge a los padres de familia alejarlos de la cocina mientras se prepara la comida. De igual forma, dirigir los mangos de las sartenes hacia la pared para evitar que los niños los alcancen.

Además, comprobar la temperatura de las comidas y bebidas calientes que se le dan a los infantes.

Tener cuidado dónde se dejan las bombillas y lámparas para que los niños no las manipulen.

Otra recomendación de APROQUEN es no dejar las velas encendidas donde puedan tocarlas los niños y niñas, o en lugares que puedan correr el riesgo de caerse y prender fuego el área.

Y más importante, nunca usar pirotecnia con los niños y niñas.

Ante cualquier accidente por quemaduras, la organización nicaragüense urge a los padres de familia acudir al centro asistencial más cercano pues los tratamientos indicados deben aplicarse por un experto en la materia.