...
Foto Cortesía

Foto Cortesía

Casi un 40% de las empresarias no solicitan créditos por miedo a no obtenerlo, según Centropyme

El BCIE desembolsó más de US$354 millones de dólares a la región para créditos en beneficios de las pymes manejadas por mujeres.


Datos del Centro Regional de Promoción de la Mipyme (Centropyme) indican que en la pandemia de la Covid-19 un 39.7% de las directoras de empresas de la región no se han atrevido a solicitar crédito aunque lo necesiten por temor a no obtenerlo.

David Cabrera, director de Centropyme, reconoció que la inclusión y desarrollo de las mujeres en el mundo de los negocios es una de las asignaturas pendientes desde el punto de vista de innovación y tiene que ver con la persistencia de brechas sociales, económicas, falta de acceso al crédito y a garantías para las mujeres de la región.

“De todos es conocido que las empresas lideradas por mujeres tienen muchas más dificultades en acceso al financiamiento tradicional porque no tienen las suficientes garantías que acuerpen ese acceso”, resaltó.

Carmen Rosa de León-Escribano, del consejo directivo Banrural en Guatemala, señaló que en los países de la región muchas veces no hay garantías detrás de esas propuestas o necesidades de financiamiento.

“Las tasas de interés hay que manejarlas de forma que sean accesibles, hay poca experiencia en el manejo de los sistemas bancarios y de las transacciones; también un tema que encontramos es que los costos que pueden tener el manejo de las cuentas a veces es revulsivo para las mujeres, las tasas de interés hay que manejarlas de una forma que sean accesibles”, propuso.

Partiendo de esta realidad y necesidad, ONU Mujeres y el Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE) han instado a las multilaterales y a la banca local a generar una oferta financiera dirigida al sector femenino y que responda a sus necesidades.

“Hay que pensar en cómo hacer productos específicos en los cuales no tengan costos en el manejo y la administración de los recursos debido a que también muchas veces las cuentas son muy pequeñas y los plazos deben ser acordes a la necesidad de la actividad productiva”, agregó León-Escribano.

A junio de este año, el BCIE a través del Programa de Facilidad de Apoyo al Sector Financiero para las Mipymes afectadas por la Covid-19 desembolsó más de US$354 millones de dólares a la región a través de 28 instituciones financieras para créditos a micros, pequeñas y medianas empresas dirigidas por mujeres.

Nancy Ramos de Paz, de la oficina de Atención de Instituciones Financieras y Proyectos del Sector Público no Soberano y Privado en El Salvador y el Desarrollo e Implementación de los 17 Programas de Intermediación Financiera del BCIE, indicó que a través del Programa de Facilidad de Apoyo del BCIE se han estado financiando a empresas de la región dirigidas por mujeres que tienen desde 1 hasta 200 empleados.

“Al cierre de junio (2021) hemos colocado más de US$354 millones (de dólares) a nivel regional desde Guatemala hasta Panamá a través de 28 instituciones financieras. EL BCIE desembolsó de manera de anticipo a las instituciones financieras, es decir, les desembolsamos los recursos y la institución financiera empieza a colocarlos y posteriormente nos da una justificación de todos los beneficiarios de esos fondos”, explicó Ramos de Paz.

Detalló que a la fecha, el 41% de esos fondos ya han sido justificados.

“Entra dentro de los destinos capital de trabajo que podemos financiar hasta 5 años y pueden contar con un período de gracia de hasta 2 años. El monto máximo de financiamiento es de US$5 millones y no tenemos monto mínimo, ahí depende de la institución financiera”, recalcó.

Para acceder a este crédito, los beneficiarios deben comprometerse a retener al menos el 70% del personal que tenían contratado al 11 de marzo de este año o recontratar al menos el 70% del personal despedido por la crisis, en el caso de las nuevas empresas el criterio a evaluar será la generación de empleos.