...
Foto Cortesía

Foto Cortesía

Etapa del duelo: insuperable en Nicaragua por la Covid-19, afirman psicólogas

La organización Psicología para Nicaragua brinda atenciones en las líneas 8730-4007 del 11 al 15 de octubre, del 16 al 23 de octubre en 8560-0738 y del 24 al 31 de octubre al 7557-7210.


Expertos en la salud mental de Nicaragua indicaron que el duelo cuando un familiar fallece por la Covid-19 es ahora la etapa más difícil de superar.

La psicóloga Ligia Martínez, de la organización Psicología para Nicaragua, explicó que el duelo por un familiar fallecido por el virus es más complicado de superar por las restricciones de distanciamiento social impuestas por la misma pandemia, que ya no permite compartir con otros el dolor propio a través de las velas y posterior funeral.

“Antes una persona podía llegar a dar las condolencias, abrazarte o no decir nada, pero por lo menos estaban ahí solidarizándose, pero ahora se ha impuesto una rutina que no hace posible hacer eso, todo esto para evitar el contagio”, dijo Martínez.

La psicóloga María Auxiliadora Hernández aseguró que la realización de los “entierros exprés” a personas que fallecieron por coronavirus podría generar por varios años enfermedades psicosomáticas a la familia.

Según la especialista, estas enfermedades psicosomáticas se pueden manifestar como dolores en distintas partes del cuerpo, que derivan en fuertes procesos emocionales como depresión, ansiedad o estrés.

“No nos está quedando la posibilidad de llorar a nuestros familiares y prácticamente ese dolor lo estamos cargando de una manera individual, no en solidaridad, y una de las situaciones que se están presentando es que ni las personas cercanas nos acompañan porque quienes han estado más expuestas al contagio tienen que aislarse como prevención”, expresó Hernández.

El duelo, según Hernández, inicia desde que la persona es diagnosticada con la Covid-19.

“Ya no volvemos a ver a esa persona porque entra a un proceso de aislamiento donde nosotros quedamos como familiar a la espera de información, son muy pocos los parientes que logran obtener más información al respecto, esa falta de contacto ya nos hace vivir un duelo y por supuesto es peor si el final es la muerte, pues se manifiesta el sentimiento de culpabilidad”, aclaró la psicóloga.

Para hacerle frente a esta situación se puede poner en práctica una serie de recomendaciones, según la especialista, encaminados a identificar los buenos momentos que se vivió con la persona fallecida.

“Vamos a identificar los momentos en que esa persona estuvo conmigo, en mis momentos difíciles, en momentos de infancia y ocasiones especiales para mí, si yo hago una capitalización de esos momentos me empezaré a dar cuenta que si bien me va a doler esa pérdida, hay recursos que me están ayudando a darme cuenta que las personas realmente no nos vamos, cuando hay alguien que piensa en nosotros”, enfatizó Hernández.

La psicóloga Martínez agregó que incluso hay ejercicios físicos y mentales que ayudan a superar la muerte de un familiar por Covid-19.

“Yo sé que seguimos con restricciones impuestas por la Covid-19, pero se puede salir a caminar, hay pacientes nuestros que lo hacen, la mayoría sale a caminar en horas que no son tan transitadas, por la noche o a primera hora de la mañana, y sobre acompañadas”, destacó.

Según Martínez también existen ejercicios de respiración que pueden ayudar a superar la ansiedad, depresión o estrés derivados del duelo.

“Los ejercicios de respiración ayudan mucho, respirar lentamente con la boca cerrada, mantener el aire unos 3 o 4 segundos, luego exhalar el aire lentamente, repetirlo unas cuatros o cinco series a lo largo del día”, finalizó.